Que causa la depresión

Es importante entender que la depresión no sólo es una causa, sino que es la combinación de factores que interactúan entre sí y que varía de persona a persona. Estos factores se pueden agrupar en dos categorías principales: los factores biológicos y psicológicos.

Dentro de los Factores biológicos tenemos los: factores genéticos, neurotransmisores y hormonas.

La evidencia empírica sugiere que la tendencia a desarrollar depresión es un rasgo heredado y que la población femenina se encuentra en mayor riesgo de padecerla.

FACTORES GENÉTICOS: la depresión, a menudo se produce en los mismos miembros de la familia, lo que sugiere la implicación de ciertos genes en la vulnerabilidad al desarrollo de la depresión. Sin embargo, es importante tener presente que ser vulnerable a un determinado trastorno no implica necesariamente desarrollarlo.

LOS NEUROTRANSMISORES: la mayor parte de la comunicación entre las células del sistema nervioso es el trabajo de sustancias químicas llamadas neurotransmisores. La depresión se explicaría por la insuficiente actividad de ciertos sistemas de neurotransmisores  y determinadas  funciones de áreas específicas del cerebro que regulan el sueño, el apetito, el deseo sexual y el humor.

FACTORES HORMONALES: se encontraron, algunos cambios hormonales asociados con la depresión en la fase anterior y durante el episodio depresivo. La acción de los fármacos antidepresivos, por lo tanto, ayuda aumentar la actividad de algunos neurotransmisores específicos y modular algunos cambios hormonales en el cerebro.

EVENTOS DESENCADENANTES DESDE LA PSICOLOGÍA

El contenido de los pensamientos asociados a la depresión, como ya había observado el mismo Beck, se caracteriza típicamente por una visión negativa de la propia persona, de su futuro y del mundo que lo rodea.

Los temas principales son de fracaso, impotencia o incapacidad y desesperanza.

En 1965, Beck configuraba por primera vez la presencia de tres esquemas cognitivos depresógenos.  Estos fueron: la pérdida, la desesperación y la autocrítica.

Posteriormente, Beck llamó a estos postulados de la siguiente manera: “expectativas negativas de sí mismo, del mundo y del futuro». Conceptos que son conocidos como la «tríada cognitiva» de la depresión.

Las personas deprimidas tienden a asumir toda la responsabilidad de los eventos adversos, pero no de los eventos positivos que se pudieran producir en sus vidas.

Muy a menudo, observamos la presencia de reglas inflexibles acerca de cómo deberían ser las cosas, como si todas las experiencias fueran clasificadas en categorías tales como «blanco y negro».

Con respecto a la percepción que se tiene de los demás, la persona depresiva cree de saber lo que están pensando los demás. Para el depresivo, los demás piensan negativamente sobre su persona.

La depresión puede ser causada por un solo evento o una serie de acontecimientos estresantes que pueden causar una sensación de incomodidad, tales como:

  • Abuso sexual o físico
  • Maltrato psicológico
  • Enfermedades graves como el cáncer
  • Abuso de alcohol o drogas
  • Problemas financieros
  • Desempleo
  • A falta de una buena red de apoyo social (amistad y / o los padres)
  • Dificultades familiares
  • Infidelidad / problemas de pareja

Así también, la presencia de experiencias traumáticas en la infancia puede generar un sufrimiento emotivo muy grande, pudiéndose desarrollar en el tiempo un estado de ánimo deprimido, acompañado de la desesperación y la impotencia.

Por último, un concepto central en la depresión es el de la «pérdida». A menudo la gente se deprime por la pérdida de un ser querido u otras pérdidas significativas o, algunas veces, por la pérdida de un trabajo.

La pérdida puede ya haber ocurrido o también puede ser solamente la creencia de que va a suceder…

Dr. Benito Rosas García
Psicólogo en Reus, Tarragona

Telf. 689 96 83 60

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *